Otra forma de fructificar los espacios cotidianos. Aspectos ambientales

Si paramos en el área de servicio de la autopista desenfrenada del progreso, y realizamos un ejercicio de análisis sobre aquellos espacios con los que interrelacionamos cotidianamente, observaremos que la variación función-forma, habrá experimentado una cierta transformación en el tiempo.

Pero si nos centramos tanto en el mobiliario urbano como en las estructuras auxiliares que se incluyen en dichos espacios, y fijándonos en estos de una forma atributiva, descubriremos en un alto porcentaje que los materiales utilizados siguen una constante común, la mayoría de ellos son  materiales convencionales. Acero galvanizado, madera tratada, y aluminio.

En esta actividad incesante de cuestionarme diferentes posibilidades para la sostenibilidad del diseño, acentuar el trabajo que desempeñan dos empresas españolas, Zicla [1] y Ecoralia [2], que desde su nacimiento buscan el desarrollo de materiales reciclados a base de residuos.

Aunque cada una de estas empresas, siguen procesos y metodologías distintas, el objetivo es el mismo, conseguir un material que genere el menor impacto ambiental.

En su corta vida, han conseguido comercializar perfiles de plástico reciclado, muy apropiados para aplicaciones a la intemperie, pudiendo emplearse  tanto  en  la fabricación de mobiliario urbano como en la elaboración de construcciones auxiliares.

De forma sintetizada, el Plástico-R es una combinación de materiales residuales, que poco a poco se consolida como una alternativa muy positiva. Ya que de un proceso de reciclado, se obtiene un material que al final de su ciclo de vida es reciclable.

Reseñando la parte más técnico-mecánica; los procesos de fabricación que se emplean, al ser un material tan especial están más o menos limitados, básicamente son prensa hidráulica y extrusión. Siempre teniendo en cuenta que los espesores deberán rondar un mínimo de 5 mm.

Con respecto a su comercialización para otras empresas, que quieran incluir dicho material en sus diseños o construcciones,  a día de hoy se comercializan un número limitado de perfiles, aunque entiendo que existiría la opción de diseñar nuevos perfiles, ya que en tal caso solo habría que procesar la boquilla extrusora, lo cual no resultaría excesivamente caro.

Cualquier información referente al Plástico Reciclado (propiedades, mantenimiento, acabados…), se puede consultar en las respectivas páginas web de ambas empresas, que índico en el apartado de referencias. (Respetando con ello; los derechos de propiedad intelectual e industrial que recoge la legislación española actual.)

<< “Las políticas actuales para reducir el nivel de C02 en la atmósfera no evitarán un cambio climático peligroso” según un estudio dirigido por James Hansen, científico de la NASA, que corrige algunas previsiones del panel de la ONU y advierte que la humanidad se dirige hacia “un desastre garantizado” si no opta por un recorte drástico. >>

Profundizando en el aspecto ambiental, utilizar otros materiales distintos a los convencionales, en este caso el Plástico-R, o cómo mencioné en otras publicaciones, materiales naturales como el Bambú o la Caña Común, es hablar de cambios en las necesidades abióticas e impactos ambientales en los ciclos de vida de los diseños en los que se incorporen. Para ello me referiré de una forma cualitativa a algunos datos objetivos desde esta visión, tomando como referencia los materiales anteriormente citados; acero, madera y aluminio.

  • El acero como material tiene una intensidad energética mucho mayor que el plástico-R, el bambú o la caña común. Teniendo en cuenta que el acero es una aleación entre hierro y carbono con una cierta cantidad de cromo. En su producción se produce una gran cantidad de residuos, polvo, emisiones de monóxido de carbono y óxidos de nitrógeno y de azufre.
  • El galvanizado es un acabado superficial que supone un impacto muy importante a nivel ambiental; debido a las sustancias que emplea y a la cantidad de energía necesaria.
  • La madera  tratada requiere de la aplicación de unos tratamientos químicos muy agresivos e intensos a nivel energético. Además de que este tipo de madera suele ser procedente de especies vegetales sensibles y de zonas tropicales.
  • Para la obtención del aluminio se requiere de una elevada cantidad de mineral y de energía. Además, su extracción implica grandes cambios en el paisaje, contaminación de las aguas por metales pesados como el cadmio, el zinc, el níquel, etc.
  • El aluminio tiene asociada una importante mochila energética. Ya que las mayores fundiciones de aluminio se encuentran en Islandia y Noruega, y los mayores procesadores de metales en Asia.

 

REFERENCIAS:

El cuerpo del texto de este artículo ha sido extraído del PFC “Estructura modular con materiales ecológicos, para ser integrada en espacios verdes” / autor, González-Yebra, O. ; director, Martínez-Collado, M. ; codirector, López-Aguilar, JF.

[1] Zicla Innovación en productos reciclados. Dirección URL: < http://www.zicla.com/ >.

[2] Ecoralia, S.L. Construcción Sostenible. Dirección URL: < http://www.ecoralia.com/ >.

[3] “Un desastre garantizado”, La Vanguardia, 09-04-2008, pág. 27.

Nota: Las imágenes de los perfiles de plástico reciclado que se muestran han sido obtenidas del sitio web de ZICLA.

 

2 Comments

on “Otra forma de fructificar los espacios cotidianos. Aspectos ambientales
2 Comments on “Otra forma de fructificar los espacios cotidianos. Aspectos ambientales
  1. Un post interesante, no nos damos cuenta del daño que, en ocasiones, producen nuestros espacios al medio ambiente. Por suerte hay empresas, como Flagsa (http://www.flagsareciclados.com/) que han empezado a utilizar materiales en desuso para fabricar bancos, marquesinas, separadores y demás elementos que utilizamos a diario en la calle.
    Saludos!

Comments are closed.